jueves, 17 de noviembre de 2016

“Inclusión y Calidad como Políticas Educativas de Estado. O el mérito como opción única de mercado” (Brener - Galli)

Descargar libro completo en PDF

Aceptar el divorcio entre inclusión y calidad no es otra cosa que naturalizar privilegios en el acceso a la educación, sometiendo a nuestra democracia a los ajustes del mercado. Calidad educativa es en primer término un Estado presente, garante del acceso, (mejor) tránsito y egreso de los y las estudiantes, que se autoriza en el cuidado y la enseñanza con los recién llegados, los que recién ahora llegan y los que siempre estuvieron.

Este libro es un aporte a la construcción de “calidad – inclusión” como par indisoluble, a sabiendas de la complejidad y paradoja que supone, por ejemplo, democratizar una escuela secundaria que hasta hace un rato fue selectiva y excluyente y a que partir de la Ley de Educación Nacional (26.026) de 2006 es un derecho social y que debe transformarse para dar la bienvenida a un sujeto social inesperado que la democracia reciente asumió como acto de justicia con miles de familias que acceden a este nivel educativo por primera vez en su historia

El desafío de hacer más democrática la democracia interroga a la escuela como espacio único y estratégico de construcción de ciudadanía activa, crítica y plural. Una escuela que pueda divorciarse de aquellos mandatos excluyentes, que tome distancia de la reproducción de las desigualdades, de la permanencia y la mismidad como equivalencia de lo común, arriesgándose a los cambios que resguardan el derecho sobre el privilegio, la justicia curricular antes que una relación aristocrática con los saberes y no confunda la diversidad con la desigualdad. Una escuela que se le anime a la incomodidad de hacerle lugar a la necesaria interrupción de lo incierto y novedoso que traen los más nuevos, y en esa diferencia generacional se produzca el más auténtico y justo acto de transmisión y el pasaje de la cultura.
Inclusión y calidad. Se trata de una consigna en respuesta a una falsa disyuntiva: inclusión o calidad. Los compiladores afirman que deconstruir ese sentido común no es un gesto inocente: implica asumir una posición política, ética y pedagógica. De otro modo, se naturalizaría una situación desigual que avala el privilegio de una minoría y la marginación de una mayoría.

Dos caras… ¿dos monedas? Inclusión y calidad reconoce la existencia de dos paradigmas: el democrático y el mercantil; ambos cuentan con su agente protagónico. En el primer caso, se trata del Estado como actor activo de intervención. ¿Cómo? Garantizando el acceso, el tránsito y el egreso de los estudiantes y promoviendo condiciones necesarias para el desarrollo de aprendizajes significativos. En el segundo modelo, es el mercado con sus ajustes a los designios económicos administra el acceso a la educación.

En transformación permanente. Gabriel Brener y Gustavo Galli, compiladores de la novedad editorial de Crujía-Stella, afirman que la inclusión educativa no es una imposición. ¿Por qué? Se trata de un proceso en permanente construcción, sin fecha de vencimiento, que debe ser permeable a modificaciones que atiendan las transformaciones económicas, sociales, y culturales, así como aquellas que se expresan en las instituciones y los sujetos que le otorgan sentido cotidiano, en la medida que estos respondan a criterios de justicia social y curricular.

Los compiladores

Gabriel Brener. Es Licenciado en Cs. de la Educación por la UBA, Especialista en Gestión y Conducción de Sistema Educativo por la FLACSO (Facultad Latinoamericana de Cs. Sociales) y Profesor de Enseñanza Primaria por la Escuela Normal Nº 4. Es Docente de la cátedra de Didáctica General del Profesorado en la Facultad de Filosofía y Letras de UBA, del Diploma Superior en Conducción Educativa del ISFD J.V González, así como profesor del Diploma y de la Especialización en “Curriculum y Practicas Escolares en Contexto”, de la FLACSO y de la Cátedra “Conducción Educativa” en la Licenciatura en Educación de la Universidad Nacional de Hurlingham (UnaHur).

Gustavo Galli. Es Profesor de Ciencias Naturales, Licenciado en Administración y Gestión de la Educación (UNSAM), Especialista en Curriculum (FLACSO) y Magister en Educación: Pedagogías Críticas y Problemáticas Socioeducativas. (FF y L. UBA) Actualmente es Coordinador del Centro de Pedagogías Críticas y Educación Popular de la Fundación La Salle Argentina. Se desempeña como docente en nivel terciario y universitario (Instituto Joaquín V. González –UNAHUR – UMET – UNISAL). Integra el equipo de la Secretaría de Cultura de SUTEBA. Ha sido docente y directivo de escuelas secundarias.
PRESENTACIÓN

1 comentario: